Melett augura un buen futuro para el negocio de los turbos

Según Darren Johnson, responsable de Ventas de Melett, la caída de los motores diésel en toda Europa es una de las principales preocupaciones del mercado del aftermarket independiente en general y de los fabricantes de turbocompresores en particular. Y es que las ventas se han reducido en un 20% o más entre 2014 y 2018, dependiendo del país… No obstante y a pesar de ello, Johnson augura un futuro brillante para el negocio de los turbocompresores.

Tal y como el propio Johnson ha explicado a AUTOPOS, Gipa sugiere que todavía hay millones de coches diésel de entre uno y cinco años de edad. Por ello, la consultora espera que la importancia del diésel para el mercado del aftermarket independiente aumente en los próximos años, cuando estos coches envejezcan.

 

Lee mas- https://autopos.es/melett-augura-un-buen-futuro-para-el-negocio-de-los-turbos/